¡Shabbat Shalom! Parashá Balak

La lectura de la Torá de esta semana se llama Balak y se ecnuentra en el libro de Números. Números 22:2-25:9. A continuación, hay un breve comentario de Baruch:

Parashá Balak

Hay varias maneras de definir la espiritualidad, una de las cuales es la búsqueda de Di-s. La persona que tiene una fe genuina en HaShem querrá conocerlo y experimentarlo cada vez más. De esto se trata la teología. Recuerdo mientras estaba en seminario que uno de los primeros cursos que tuve fue teología sistemática donde nos enfocamos en los atributos de Di-s. Uno de los versículos que se estudió fue del Libro de Hebreos que informa al lector que es imposible que Dios mienta (Hebreos 6:18). En la porción de la Torá de esta semana uno se encuentra con un versículo que enseña lo mismo,

“Di-s no es hombre, para que mienta, ni hijo de hombre para que se arrepienta: Él dijo ¿y no hará? ¿Habló, y no lo ejecutará?” Números 23:19

Recientemente tuve una discusión con una persona que no creía que la Biblia era sin error. Él ofreció este versículo como un texto de prueba de que las Escrituras se contradicen a sí mismas. Él señala correctamente que en muchos lugares la Biblia dice que Di-s se arrepiente. Por ejemplo, en el libro de Jonah uno lee,

“Y vio Di-s sus obras que se habían arrepentido del camino malo y Di-s cedió con respecto al mal que Él dijo que les haría, Él no hizo.” Jonás 3:10

¿No es esto una contradicción clara? Algunas traducciones al inglés pueden representar el verbo de manera diferente, pero la persona que me señaló esto tomó gran placer en señalar que la misma palabra hebrea aparece en ambos textos. Este es un ejemplo de cuando un poco de conocimiento es algo malo. Sí, la misma raíz hebrea está en ambos textos, sin embargo, no es la misma construcción verbal. El verbo hebreo es el más complejo y tiene siete tallos diferentes. Lo que es único sobre el texto de Numbers es que es un tallo hitpael (la mayoría de los textos gramaticales tienen hithpael). La raíz verbal básica נחם aparece 108 veces en la Biblia hebrea, pero la forma hitpael התנחם solo aparece siete veces. De estas siete ocurrencias cuatro de ellas tienen a HaShem como sujeto.

Es importante tener en cuenta que la raíz verbal básica נחם puede tener dos significados. La primera es encontrar confortamiento y la segunda es ceder en el sentido de hacer un cambio. Cada vez que la Biblia hebrea afirma que Di-s cede, como en Jonás 3:10, el cambio nunca es para Su beneficio, sino para el del hombre. También es importante tener en cuenta que siempre es un retorno a lo que originalmente Di-s había tenido la intención de hacer. En el caso de la gente de Nínive, HaShem no los creó para destruirlos. Más bien, como toda la humanidad, la voluntad de Di-s es que uno se aparte de sus malos caminos y encuentre la misericordia y el perdón de Di-s.

En nuestro pasaje de Números 23:19, el Hitpael no se usa para implicar un cambio que Di-s hace, sino más bien una acción de acuerdo con Su carácter, que le trae consuelo (la idea de consuelo aquí es simplemente Di-s sosteniendo Su justicia). Di-s haciendo un cambio o comportándose de una manera que no está de acuerdo con Su carácter no se encuentra en la Escritura. Veamos un versículo que ilustra este concepto.

“Porque HaShem juzgará a Su pueblo, y en cuanto a Sus siervos será consolado, porque Él verá que están vendidos, no hay ninguno detenido o dejado.” Deuteronomio 32:36

Este versículo está afirmando que cuando Sus siervos han sido vendidos o traicionados por todos y no hay nadie que se detenga a ayudarlos o que se quede para ayudarlos; que Di-s se moverá para ayudarlos y poner Su juicio justo sobre la situación. Él se consuela por Su acción de que no se quedó de pie y no respondió.

También cuando uno lee en Ezequiel 5:13, aprende que HaShem encuentra consuelo cuando castiga a los inicuos con Su ira. Tenga en cuenta que esto no implica un cambio en el carácter de Di-s o en lo que Él había declarado previamente. Finalmente, en el Salmo 135:14 uno encuentra una declaración muy similar a Deuteronomio 32:36, afirmando que Di-s encontrará consuelo cuando Él juzga a Sus siervos. En este pasaje el texto contrasta a Sus siervos con los inicuos. Por lo tanto, cuando el verbo hebreo que estamos estudiando se usa con respecto a HaShem, implica un elemento de consuelo que Di-s recibe al actuar de acuerdo con Su naturaleza y con Su voluntad, o un cambio de vuelta a lo que originalmente tenía la intención de hacer. Nunca el verbo implica un cambio en una declaración de Di-s que representa una distorsión de la palabra o una mentira. Esta es la razón por la que el escritor de Hebreos afirma,

“Para que, por dos cosas inmutables, en las cuales es imposible Dios mienta, tengamos un fortísimo consuelo, los que han huido en busca de refugio para apoderarse de la esperanza puesta ante nosotros”. Hebreos 6:18

Por favor, síguenos y dale like a nuestra página:
error63
fb-share-icon0
Tweet 50

Leave a Reply