¡Purim Sameaj!

Purim - HamentashenHamentashen de la panadería de nuestro barrio. El letrero a la izquierda dice “romero” y el letrero a la derecha dice “nueces”.

Queremos desearle un Feliz Dia de Purim y a animarlo a leer el relato de Esther. Purim cae el 1 de marzo de este año.

Baruch ha escrito un pequeño artículo acerca de Purim, que estoy publicando aquí. ¡Disfrútenlo!

Purim 5778

Muchos creyentes en el Mesías no le dan el significado adecuado a el día festivo que se encuentra en el libro de Ester. Este día especial ocurre el día catorce del duodécimo mes del calendario hebreo, exactamente un mes antes de la Pascua. Este día del festival se llama Purim, lo que significa echar suertes. Se refiere al hecho de que el perverso Amán echó suertes para encontrar el momento adecuado para destruir al pueblo judío. A lo largo de la historia, ha habido muchos individuos como Amán, que se propusieron eliminar al pueblo judío de este mundo. ¿Por qué es el antisemitismo tan común? La respuesta es porque ha habido, hay y habrá influencia satánica en este mundo hasta que el Mesías establezca su Reino. De hecho, el peor momento del antisemitismo aún está por llegar. El profeta Daniel revela que el peor sufrimiento para el pueblo judío es el tiempo inmediatamente antes de la redención final (véase Daniel 12:1).

Satanás odia al pueblo judío porque sabe que Dios ha puesto sobre ellos un llamado a ser Su instrumento de bendición. Como dijo Pablo, “Porque sin arrepentimiento son las mercedes y la vocación de Dios.” (véase Romanos 11:29) y, por lo tanto, Satanás sabe que si puede destruir al pueblo judío, el mundo no será bendecido, es decir, el Reino no será establecido.

En el libro de Ester, es Mardochêo el judío quien escucha un complot para asesinar al rey. Mardochêo informó esto a las autoridades correspondientes y se investigó y se descubrió que era cierto y los dos conspiradores fueron ahorcados. Inmediatamente después de esto, el rey, al que Mardochêo salvó, hizo un acuerdo con el malvado Amán para destruir al pueblo judío. Pudo haber sido fácil para que Mardochêo pensara que había cometido un error al salvar la vida del rey. Quizás, si el rey hubiera sido asesinado, entonces este acuerdo tal vez no habría tenido lugar. Mardochêo nunca pensó esto. Él sabía que siempre es correcto hacer lo que es correcto.

Hay sabiduría para nosotros en esta forma de pensar. Una persona no conoce el futuro y la persona que trata de anticipar lo que será generalmente está muy equivocada. Por lo tanto, haz lo correcto siempre y deja el resultado al Señor. 

Aunque Mardochêo de hecho salvó al rey, inicialmente no recibió nada por esta acción. ¿Qué hubiera pasado si los dos hombres habrían tenido éxito y el rey hubiese sido asesinado? Quizás la nueva administración habría considerado a Mardochêo como una persona leal al viejo gobierno y él también habría sido condenado a muerte. Aquí de nuevo, no es prudente pensar demasiado acerca de las consecuencias de las acciones de uno, porque uno no conoce el futuro. La verdadera sabiduría se comporta de acuerdo con la verdad de Dios y confía en que, al final, hacer lo que es correcto dará lugar a resultados piadosos.

Ya se ha dicho que inicialmente Mardochêo no recibió nada por su comportamiento correcto y, en realidad, nunca se le dijo al rey acerca de Mardochêo. Mardochêo podría haberse enojado y sentirse ofendido. Tales actitudes no son productivas y no son fruto del Espíritu Santo. Haz lo correcto, no porque estés esperando algo a cambio, sino para honrar a Dios. 

Al leer a través del libro de Ester, uno aprende que, finalmente, el rey se enteró de la obra justa de Mardochêo y lo recompensó. Esto ocurrió en el momento justo. De hecho, fue inmediatamente antes de que el malvado Amán le pidiera al rey que Mardochêo fuera condenado a muerte, y que la acción de Mardochêo se le hizo conocer al rey. Se podría decir que al salvar al rey Mardochêo en realidad terminó salvándose a sí mismo. Además, le permitió a Mardochêo posicionarse para así alertar a los otros judíos sobre este plan y reunirlos para ayunar y orar sobre la situación. Al final, Mardochêo llegó a ser muy similar a José en Egipto, el segundo en el reino después del rey, pero el que en realidad administraba el Imperio. 

Espero que vean que es el hacer lo que es correcto lo que resulta en que el Espíritu Santo ubique al creyente en el lugar en que pueda prestar más servicio al Señor. Nunca pierdas el tiempo decidiendo si hacer o no lo correcto. Simplemente hazlo de inmediato, antes de que una herramienta de Satanás pueda engañarte. ¿Qué es esa herramienta? Es nuestra mente racional. Lo correcto generalmente no se deriva de cómo pensamos, sino que es el resultado de la revelación de Dios. Recuerda lo que enseñó el rey Salomón en el libro de Proverbios: “El temor de Jehová es el principio de la sabiduría;” (ver Proverbios 9:10).

Otra verdad importante que se encuentra en el libro de Esther es cuántas cosas pequeñas se hicieron y que terminaron teniendo unas consecuencias muy significativas. De manera similar, uno aprende que Dios estuvo trabajando en la situación en beneficio de Su pueblo, mucho antes de que hubiera evidencia visible de esto y que el pueblo judío pudiera detectar. Una vez más, es importante que confiemos en Dios para ser fieles, incluso cuando al principio no vemos ningún signo de su fidelidad. 

Estamos entrando en un momento de aumento del antisemitismo en el mundo. Otro Aman ciertamente se levantará. ¿Cómo responderán los creyentes? Aunque hubo excepciones, la mayoría de la iglesia fracasó miserablemente durante el Holocausto. Hoy en día existe una tendencia creciente en la teología “cristiana” a querer eliminar el papel del pueblo judío de los propósitos de Dios en los últimos días. Por ejemplo, hay una organización llamada “Gospel Coalition.”  Esta es una comunidad de iglesias evangélicas en la tradición reformada. Estoy totalmente en desacuerdo con la teología reformada y creo que sus principios básicos son muy peligrosos. The Gospel Coalition cree que “La Jerusalén terrenal ya no es central en los propósitos de Dios”. Afirman que esperan un nuevo cielo y una nueva tierra, es decir, la Nueva Jerusalén. Yo también lo hago, pero uno no debe olvidar el Reino del Milenio desde el cual Yeshua (Jesús) gobernará por mil años. Un problema importante con muchos en el cristianismo es que tienden a ignorar o negar abiertamente el Reino del Milenio. También tienden a ser proféticamente analfabetos y no saben lo que los profetas revelan en los últimos días y cómo, de hecho, Jerusalén y la Tierra de Israel jugarán un papel importante en los planes y propósitos de Dios.

En un artículo de la “Gospel Coalition” titulado, “7 razones por las cuales los cristianos no están obligados a diezmar” por Thomas Schreiner, el 28 de marzo de 2017, escribe: “Abraham no es heredero de la tierra de Israel, sino del mundo entero (Romanos 4:13).”  El problema es que esta promesa no se cumplirá hasta que el pueblo judío vuelva a la Tierra de Israel y las fronteras de Israel se agranden. El Dr. Schreiner declara la conclusión, pero ignora los eventos que deben ocurrir para que se realicen los resultados finales. Es como ignorar la Cruz y solo hablar de la Resurrección. 

Purim cae el primero de marzo de este año. Recomiendo leer el libro de Ester y dar regalos financieros a los pobres y cestas de comida a amigos y familiares para celebrar este día de festival que proclama la fidelidad del Señor Dios de Israel.  ¡Shalom!

Por favor, síguenos y dale like a nuestra página:

Leave a Reply